¿Y tú para cuando?

“¿Mijita y tú para cuando te casas?”

¿Quién no ha sentido la “loza-doble-pípila’s-style” de esa pregunta?

Y casi siempre vendrá de parte de ñoras/ñores muy grandes o familiares que ya pasan los “50 ayeres”.

Hubo un tiempo largo en mi vida,  en el que no quería tener una relación de noviazgo, y en la cual tuve que toparme a una persona así. Muy insistente y entrometida.

Una cosa es  una pregunta normal y otra, muy distinta, el acoso de las personas que están más interesadas en saber por qué no te has amarrado el nudo al cuello,  sólo por el sabor del chisme o la conmiseración evidente … ¡vaya!,  hasta tienen su tonito especial de lástima:

“¡Pobreee, es una mujer taaan tristeee… está solaaaa…. sin novioo…. si perrito que le ladre… sin amoorrr… condenada al fracaso de la soleedaaaad”  Ay mijita, nooo ….. hay que salvarte de eso que es peor que la muerte! ”

Gente de corta mentalidad:  ¡Tengo noticias de última hora!

¡¡¡Siempre defenderé , siempre, siempre siempre!!! si una persona decide, quiere, le gusta, esta cómoda sin ninguna relación formal y así se quiere quedar a pesar de la opinión de los demás…. ¡Qué eggs o qué ovarios!, me cae.

Yo reconozco que no era así de decir :  ¿Sabes qué? así me quedo forever, soltera.

Aprovecho para comentar que en lo personal, tienen toda mi admiración  las personas que deciden jamás casarse. 

Así pues, cuando no tenía novio, para nada me consideraba una mujer triste, melancólica; mucho menos alguien que estuviera sola… había  personas especiales en aquél momento de mi vida, como lo hubo el año pasado y las habría el año siguiente… y además yo sí tenía 3 perritos -y todos me ladran aún-, el amor de mis amigos, amor de madre, amor de hermano, amor de sobrinos, así que, no me sentía un fracaso.

Esos comentarios aciditos no me van a quemar…. ya son del pasado…me decía a mi misma.

Les contaré cómo fue que esa persona entrometida, me dejó de molestar:

Pasaba que, en cada boda que nos encontrábamos , siempre era la misma monserga, “¿y tú para cuando?” y yo con cara de No Manchester United.

Al fin de días de cavilar qué haría al respecto, surgió el momento idóneo  y la iluminación divina me llegó de golpe:

La siguiente vez que coincidimos, ahora yo me acerqué a ella (para su propio asombro), me incliné y le pregunté al oído:  “¿y tú para cuando?” Me volteó a ver, echando chispas y culebras… ¡claro! estábamos en un funeral. 

😀

Animo chavos, no se dejen presionar por la opinión de los demás. Dénse la oportunidad de vivir la vida de la mejor manera, dénse un break si así lo requieren y sobre todo, pongan a Dios como su ‘Socio’ y todo saldrá siempre bien.

Regiomont4na

Anuncios

2 comentarios en “¿Y tú para cuando?

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s